Lionel Messi fue dueño de todos los focos en su regreso a la Selección Argentina, anotó el gol del la victoria que fue precedida por un penal polémico. Tite, DT de Brasil, reclamó tarjeta para el argentino y las cámaras captaron al ’10’ mandando a callar al entrenador.

"Sólo me quejé porque se suponía que Messi debía recibir la tarjeta amarilla. El me mandó a callar, luego le dije a él que se callara. Y ahí acabó", expresó el DT de la verdeamarela en la rueda de prensa tras el encuentro.

Relacionado:  (VIDEO) A PURO LUJO: Golazo de taquito en Australia