COMPARTIR:

Fuente: StudioFútbol

Tras la sufrida clasificación del Real Madrid ante la Juventus, que pone a los ‘merengues’ en la semifinal de la Champions, en los camerinos se vivieron emotivos momentos por lo ocurrido en el campo de juego.

Una de las imágenes más sorprendentes la dejó el portero Keylor Navas, el cual se lo ve destrozado tras jugar un mal partido y ser cómplice del tercer gol de la Juventus.

El costarricense no estuvo solo, sus compañeros lo consolaron y le dieron apoyo.