Durante el encuentro entre Wolverhampton y Manchester City, Jack Grealish sufrió una falta que probablemente se le hará difícil de olvidar.

El volante del City recibió un tremendo patazo de Nathan Collins, defensa del Wolves, al verdadero estilo de artes marciales.

El arbitro central del encuentro no dudo y de inmediato le mostró la cartulina roja al agresor.

VIDEO:

Comunicación - Editor y redactor de Studio Fútbol