El excelente estado de forma de Robert Lewandowski, que volvió a anotar un doblete en la prestigiosa victoria por 2-3 en el clásico de la Bundesliga frente al Borussia Dortmund, volvió a reforzar al Bayern en su postura de hacer todo lo posible por renovar al polaco. Sin embargo, en la planta noble del Allianz Arena son conscientes de que su estrella, con contrato hasta 2023, sigue coqueteando con la idea de buscar un último reto en su éxitosa carrera y que ese paso, tal y como pudo saber AS, podría llevarle al Santiago Bernabéu.

Tal y como informaron numerosos medios alemanes recientemente, los responsables del campeón de la Bundesliga no intensificarán las conversaciones con Lewandowski y su representante Pini Zahavi hasta llegada la primavera de 2022. Escucharán las pretensiones del internacional polaco, quien ya es el mejor pagado de la plantilla bávara y por el que se tomó la decisión de no intentar fichar a Erling Haaland. No quieren enfadar al autor de un total de 321 goles en 350 apariciones con la indumentaria rojiblanca, sobre todo teniendo en cuenta que el más mínimo feo podría provocar la negativa definitiva a la hora de seguir en Múnich.

“Sí, por supuesto“, explicó Oliver Kahn recientemente al ser preguntado por la voluntad de la entidad por extender la vinculación del polaco. El director general del Bayern agregó: “Si Robert rinde como lo está haciendo ahora, nada mejor nos puede pasar que contar con un jugador de sus características a largo plazo“. En el seno del club están convencidos de que al goleador le quedan muchas temporadas al máximo nivel por delante. Medios alemanes apuntan a una oferta que lleve a Lewandowski a firmar un último contrato hasta 2025, pero todo depende del propio jugador.

TOMADO DE DIARIO AS

Comunicador Social - @victorloorb - Editor e investigador editorial en Studio Fútbol desde 2014 - Director de Direct Fútbol - Panelista de Futboleros por Radio I99