En el vestuario del Bayern de Múnich estaban convencidos de que podían derrotar al Barça. De hecho, el verbo derrotar se queda corto. Lo que se cocinaba entre los jugadores era mucho más ambicioso. Lo ha desvelado Robert Lewandowski en una entrevista para el medio polaco Onet: «Antes del partido, sabíamos que ganaríamos al Barça. Algunos incluso dijeron que sería 5-1, pero 8-2 es un resultado diferente»

Tal era la confianza dentro del Bayern que por la cabeza de los jugadores pasaba el golear al conjunto azulgrana. No dudaban de la victoria, sino del número de veces que entraría Ter Stegen en su portería a recoger el balón… «Antes del partido contra el Barça, Gnabry y Kimmich no me preguntaron si ganaríamos el encuentro, sino si ganaríamos la Champions. Les respondí que sí».

Relacionado:  Del Bosque: “A Zidane lo desprecian como hicieron conmigo”

Lewandowski, máximo artillero de la competición con 15 dianas, tampoco tuvo dudas cuando le preguntaron quién debería de haber ganado el nuevo Balón de Oro: «Yo. Ganamos todo lo que se podía ganar, fui el que más goles marcó en todas las competiciones. Pienso que si un jugador consigue tanto, debería ganar ese premio».

Relacionado:  ¿Por qué Messi llevaba una mano vendada?

El delantero polaco también se refirió al interés que despertó en el Real Madrid en el pasado: «Durante ese tiempo sentí el apoyo del Bayern, que quizá en otro momento me hubiera faltado un poco. Al final, confié en el proyecto del club».

FUENTE: MARCA.