Rorys Aragón, arquero ecuatoriano, contó al programa Fútbol Sin Cassette como fue su vida en Italia donde manifestó que lavaba platos en un restaurant al inicio pero que luego el fútbol le dio otra oportunidad de entrenar en el Inter de Milán.

El ex Emelec, contó como una vez Adriano (ex goleador neroazzurro) lo reconoció y lo hizo subirse a su Ferrari.

Relacionado:  Italia duda de Cristiano

VIDEO: