El líder y último campeón de la Bundesliga, Bayern Munich, regresará mañana a los entrenamientos con grupos de cuatro a cinco jugadores en su centro deportivo para respetar las medidas de distanciamiento social impuestas en el país por la pandemia de coronavirus.

La revista deportiva alemana Kicker publicó hoy que el deseo del director técnico Hansi Flick, quien recientemente renovó su contrato hasta 2023, es comenzar con los primeros trabajos en campo casi a un mes de la disputa del último partido ante Ausburgo, el 8 de marzo pasado, por la 25ta. fecha del torneo alemán.

Relacionado:  Infantino sobre el coronavirus: "El fútbol puede ser un gran antídoto contra la enfermedad"

Esta metodología, de trabajar en grupos reducidos y turnos escalonados, ya fue adoptada por otros clubes de la Bundesliga como Schalke 04 y Ausburgo, y comenzará a replicarse en la mayoría de los 18 planteles que componen la competición.

Las restricciones en el contacto social impuestas por el gobierno germano están vigentes hasta al menos el 19 de abril y la suspensión de la actividad futbolística fue fijada, en principio, hasta el 30 del mismo mes.

Relacionado:  Willian se ofrece a jugar sin contrato en el Chelsea

Especialistas del sistema sanitario alemán especulan que la Bundesliga podría reanudarse en mayo a puertas cerradas con "una burbuja especial" para los jugadores, que consistiría en una cuarentena y controles permanentes a los jugadores, según la agencia dpa.

Los clubes alemanes desean terminar con la temporada actual, a la que le restan nueve partido, caso contrario perderán cerca de 750 millones de euros en derechos de televisación.