A Xavi Hernández se le ha escapado uno de los últimos títulos a su alcance -aún aspira a la Champions asiática y a la Copa del Emir- antes de emprender su carrera como entrenador. Al-Duhail, con remontada incluida, arrebató a Al-Sadd (1-2) la Copa del Príncipe de Qatar. Una final que acabó con el mediocampista español, de 38 años, expulsado.

El definitivo 1-2 llegó, cargado de polémica, en el minuto 11 del añadido. Una pena máxima que se revisó a través del VAR y que acabó con el capitán Xavi, que había dejado su lugar a Hamroun en el 84′, expulsado.

Relacionado:  Su familia lo desmiente: El falso positivo de Paulo Dybala

El ex del Barça vio la roja por protestar el penalti que significó el 1-2 que otorgó a Al-Duhail su cuarta Copa en esta década.

Es la primera roja que ve Xavi desde que recaló en Qatar y la tercera vez que es expulsado -la dos anteriores fueron por doble amarilla- en su carrera.