Ntuthuko Radebe, jugador sudafricano de fútbol, murió en un accidente de tránsito en su país natal. El joven de 22 años había jugado en el KAS Eupenm de la primera división de Bélgica.

El equipo, el personal, los supervisores, los empleados y los partidarios de KAS Eupen han perdido un buen amigo. Su bondad, su compañía, su lealtad, su compromiso y buen humor le habían hecho ganarse un gran cariño por parte del club. Siempre seguirá siendo un miembro de la familia del KAS Eupen", publicó el club en un comunicado.

Relacionado:  Robert Burbano sufrió un accidente