Por la fecha 17 de la Liga BBVA, Real Madrid visitó al Valencia en Mestalla y cayó por dos a uno; sin embargo, los ‘merengues’ no perdieron la punta y aún deben disputar un duelo diferido. Lo gracioso del partido fue el momento en el que el árbitro Gil Manzano perdió una de sus tarjetas en el terreno de juego sin darse cuenta.

El colombiano James Rodríguez, elemento del equipo dirigido por Carlo Ancelotti, encontró la tarjeta roja; y al llamar la atención del juez central, la figura del Mundial Brasil 2014 le exhibió la cartulina roja, como si fuera a echar al colegiado del campo de juego. Un momento que causó aplausos y risas en las gradas del escenario deportivo. 

B6mGmunCYAMVeBY

Nota de: Víctor Loor Bonilla

Comunicador Social - @victorloorb - Editor e investigador editorial en Studio Fútbol desde 2014 - Director de Direct Fútbol desde 2018 - Panelista del programa Futboleros en WQ Radio desde 2022