Tras cuernos, palos…el Deportivo Quevedo dejó escapar 3 puntos vitales al caer derrotado en su propio estadio ante la Universidad Católica y encima su propia afición burló esta derrota con varios OLES y poniendo en el marcador del estadio un resultado vergonzozo que no era real ni reflejaba lo que sucedia en el encuentro.

Relacionado:  El Ídolo se toma Machala