El fichaje de Antony por parte del Manchester United ha generado malestar en el Ajax. El club neerlandés está furioso por cómo se gestó el traspaso del extremo brasileño, cerrado el último día del mercado.

La situación límite provocó que el United pagara un sobreprecio por la compra del futbolista, que se ha convertido en el fichaje más caro del verano tras los 95 millones de euros invertidos a los que podrían sumarse otros cinco en función de objetivos.

El director deportivo del Ajax, Gerry Hamstra, aireó su malestar por los tempos con los que se forjó el traspaso de Antony. “El momento del Manchester United fue muy malo. Los últimos días (del mercado) se volvieron aún más agitados después de que el Ajax pasara por una importante reconstrucción del equipo luego de la partida de muchos jugadores de primer nivel (Lisandro o Haller)”, empezó comentando Hamstra en una entrevista en De Telegraaf.

“Fue tan difícil dejar a nuestro entrenador con tal vacío. Todos pensamos que perdimos demasiados jugadores del primer equipo que siempre son titulares. Tuvimos un verano con expectativas totalmente diferentes“.

Queríamos mantener el grupo lo más unido posible para poder hacer un buen papel en la Champions League y seguir teniendo éxito. De eso hablamos con Alfred Schreuder. Por supuesto, sabíamos que había algunos inconvenientes. Pero nadie había previsto que nuestros jugadores serían comprados por sumas tan grandes de dinero”.

La venta de Antony impidió al Ajax encontrar un recambio de garantías. Intentó fichar a Hakim Ziyech, pero únicamente pudo cerrar la llegada de Lucas Ocampos en calidad de cedido.

TOMADO DE MUNDO DEPORTIVO