El Barcelona incorpora al extremo del Wolverhampton en calidad de cedido y con una opción de compra no obligatoria. Adama Traoré ya es jugador del Barcelona. El extremo firma en calidad de cedido hasta final de temporada y con una opción de compra no obligatoria que ronda los 30 millones de euros.

El futbolista pasó el viernes por la tarde revisión médica, pero el anuncio se demoró por culpa de unos pequeños flecos. El jugador, que estaba de vacaciones en Dubai, viajó a la Ciudad Condal de urgencia tras la llamada de la entidad. La presentación será el miércoles.

El Barcelona incorpora velocidad y músculo al ataque. El jugador se formó en la cantera azulgrana y llegó a debutar con el primer equipo un 23 de noviembre de 2013, supliendo a Neymar y con sólo 17 años.

De todas formas, poco o nada tiene que ver el Adama que salió de la entidad con el actual. Para empezar, el gran cambio físico. Precisamente esa fortaleza, junto a su velocidad, le convierten en un futbolista prácticamente imparable. Y a ello hay que sumar la experiencia de haber militado en varios equipos desde que salió del Camp Nou.

Adama dio los primeros golpes al balón en la Florida. Pasó a L’Hospitalet, luego probó en el Espanyol hasta que finalmente lo fichó el Barcelona con sólo 8 años. El 14 de agosto de 2015 firmó por el Aston Villa y el año siguiente llegó al Middlesbrough. En 2018 aterrizó en los Wolves. Su protagonismo y buen rendimiento en el bloque inglés le llevó, incluso, a la selección.

Esta temporada ha disputado 20 encuentros entre todas las competiciones, sólo diez como titular y ha completado cinco. También ha celebrado una diana, la que marcó contra el Southampton el pasado día 15. Pero ahora volverá a enfundarse la elástica azulgrana. La buena sintonia entre todas las partes ha sido clave para cerrar la operación.

Comunicación Social - Editor en Studio Fútbol - CM de @studiofutbolweb en Instagram