El nacional fue uno de los clubes que no asistió a la reunión de la Federación Ecuatoriana de Fútbol, que trataba de la entrega de fondos a los clubes por la emergencia del COVID-19.

El cuadro de los puros criollos se apega a lo que se decidió en el Congreso Extraordinario de mayo pasado, aunque carece de legalidad.

Relacionado:  (AUDIO) Larrea: "Veremos quién logra controlar mejor la ansiedad"

Horas después, CONMEBOL ratificó a Egas como presidente de la FEF; por lo tanto, los ‘rojos’ sí se perdieron una reunión oficial.