Finalmente, el Juventus-Inter de Milán de la Serie A, decisivo en la lucha por el título, y que se tenía que jugar este domingo a puerta cerrada como precaución por el coronavirus, finalmente no se disputará mañana. Así lo ha decidido la Serie A, que también ha decidido aplazar los otros cuatro duelos de la jornada que también se tenían que jugar sin público debido a las recomendaciones del Gobierno de Italia: El Udinese-Fiorentina, el Milán-Genoa, el Parma-SPAL y el Sassuolo-Brescia.

Los partidos que de momento sí se disputarán este fin de semana en la Serie A, ya que no están en las zonas consideradas de ‘alto riesgo’, son los siguientes: Lazio-Bolonia (15.00 horas), Nápoles-Torino (20.45 horas), este sábado; Lecce-Atalanta (15 horas), Cagliari-Roma (18 horas), el domingo; y Sampdoria-Verona (20.45 horas) el lunes.

Relacionado:  Inter no pasó del empate en casa y quedó lejos del liderato del Calcio

En el comunicado emitido por la Serie A, se explica que “en consideración a las numerosas normativas urgentes que se viene adoptando por parte del gobierno para responder a la extraordinario emergencia, y en la tutela de la salud y la seguridad pública, el presidente de la Lega Profesional de Serie A comunica que han sido aplazados varios partidos de la séptima jornada de la segunda vuelta de la Serie A, inicialmente previstos a ‘puerta cerrada’”.

Los otros partidos aplazados son el Udinese-Fiorentina, el Milan-Genoa, el Parma-SPAL y el Sassuolo-Brescia

De momento, se ha establecido el 13 de mayo como la fecha en que se jugarán estos cinco partidos afectados de la jornada 26 del campeonato italiano. Como consecuencia de esta decisión, la final de la Coppa de Italia también se ha tenido que reprograma y se disputará el 20 de mayo.

Relacionado:  En Italia reportan que Felipe Caicedo tendría las horas contadas en la Lazio

Faltará ver cómo afecta la situación actual a los partidos de vuelta de las semifinales, que se tienen que disputar esta próxima semana. El miércoles 4 de marzo está previsto el Juventus-Milan y el jueves 5 de marzo el Nápoles-Inter.

La jornada anterior ya se aplazaron cuatro partidos más debido a la epidemia del coronavirus que está afectando al norte de Italia y que ha provocado 21 muertos en el país transalpino y más de 800 contagiados: El Inter-Sampdoria, el Atalanta-Sassuolo, el Verona-Cagliari y el Torino-Parma.