Esta tarde el Liverpool sacó su casta copera en Anfield por la vuelta de las semifinales de Champions League y dieron vuelta de manera histórica la eliminatoria ante el FC Barcelona con un 4-0 que neutralizó la ventaja culé de 3-0 conseguida en el Camp Nou.

Sin Mohamed Salah y Roberto Firmino fuera por lesión, los reds empezaron con todo por la remontada y al minuto 4 Divock Origi anotó la primera tras un error en la salida.

Relacionado:  (VIDEO) Atlético y Real Madrid LO DEJAN PARA EL BERNABÉU

Al cambio entró Georgio Wijnaldum y se despachó con un doblete para igualar la eliminatoria en un clima de histeria en Anfield

Y para darle el clímax absoluto una jugada de vivo por parte de Alexander Arnold dejó solo a Origi para que con un doblete ponga al Liverpool en su segunda final de Champions consecutiva en Madrid donde esperará al Ajax o al Tottenham.

Relacionado:  Máxima esencia del Barça en el gol de Old Trafford