Esta tarde el técnico de Delfín, Fabián Bustos, comentó los trabajos de pretemporada que realiza Delfín preparándose para su debut en Copa Libertadores del 22 de enero ante Nacional de Paraguay e indicó el análisis que tiene ya del rival copero.

«Ellos están preparándose igual que nosotros. Tienen un entrenador que continúa y la base del plantel también, se ha ido su goleador que ha debutado el fin de semana en Monterrey. Es un equipo duro, fuerte y difícil pero creo que el Delfín podrá estar a la altura. No hay equipo accesible en la Copa Libertadores, los paraguayos son equipos duros, tienen jugadores como Bonett y Paniagua que jugó acá en el Cuenca, pero tenemos chances porque su clima es similar al que tenemos en Manta», dijo Bustos EN ENTREVISTA CON EL PROGRAMA LAS VOCES DEL FÚTBOL DE RADIO CARAVANA 750 AM DE GUAYAQUIL.

Relacionado:  "Nuestra historia nos obliga a estar en una posición importante"

Bustos precisó que desde lo individual y colectivo ya trabaja con su nómina 2019 para suplir de buena forma y no extrañar tanto a su mejor futbolista del año pasado, el volante Luis Chicaiza, quien fue adquirido por Liga de Quito. «Hemos jugado con esquemas distintos, acortando tiempos para mostrarles la idea que queremos jugar. Son todos trabajos con balón en los dos turnos diarios que hacemos. Queremos estar lo más aceitados posibles para el inicio de la Copa Libertadores y el torneo ecuatoriano. Lo que hizo Andrés (Chicaiza) fue extraordinario, para mí él junto a Gabbarini y Cifuente fueron los tres mejores jugadores del 2018. Si (Sergio) López, que es enganche y volante interno de gran pegada, se encuentra bien seguro jugará en el puesto de Chicaiza pero no vamos a reemplazar a Chicaiza. Delfín tiene que formar, terminar de formar o potenciar y vender a los jugadores, se han ido 11 jugadores de los cuales tres eran titulares, han venido seis y hemos promovido cinco a seis chicos jóvenes», agregó Bustos.

Relacionado:  LAS TRES CLAVES: Barcelona en semifinales de Copa