En una entrevista que publicará este fin de semana el suplemento dominical del diario El Mundo, Cristiano Ronaldo profundiza sobre diversos aspectos de su personalidad y ofrece algunas pistas de hacia dónde puede dirigir sus pasos en cuanto cuelgue las botas.

“Yo me voy a la cama todos los días con la conciencia tranquila y duermo bien”, asegura el portugués. “No podemos vivir obsesionados con lo que otros piensan de nosotros. Si no, no viviríamos. Ni siquiera Dios agradó a todo el mundo”.

Es consciente de que “hay gente que me odia, que dice que soy arrogante, que soy vanidoso o esto o lo otro. Es parte de mi éxito. Estoy hecho para ser el mejor. Si soy así, si todo lo que he conseguido en el fútbol ha sido por ser así, no se me puede pedir que cambie””, concluye.

Relacionado:  Rivaldo: "El problema del Barça no es el VAR, es su pobre fútbol"

“Sobrellevo mejor la presión por la vida difícil que he tenido. La persona que soy se debe al tiempo que pasé sin mi familia y a los tiempos difíciles: con 11 años debía planchar mi propia ropa. Mi fuerza mental empezó en esos momentos”, asegura.

Sobre el futuro, el crack del Real Madrid descarta ser entrenador, directivo o presidente de algún club. “Quiero vivir como un rey. Voy a disfrutar más cuando termine la carrera, cuando tenga tiempo para hacer lo que me gusta”.

Relacionado:  (VIDEO) ¿YA LES DA IGUAL? EL Atleti fue goleado

Finalmente, CR7 echa un vistazo a su vena filantrópica al asegurar que “me siento bien ayudando a otros poco o mucho. Dios me da el doble. Después de haber sido padre miro la vida de manera diferente”.