El entrenador italiano Fabio Capello llegó a un acuerdo para dejar el banco de la selección rusa de fútbol, anunció hoy la federación del país organizador del próximo Mundial de 2018.

"La Federación Rusa de Fútbol agradece sinceramente a Fabio Capello el trabajo que hizo como seleccionador y le desea éxito en su futuro profesional", dijo la entidad en un comunicado.

El texto no entró en detalles sobre la rescisión del contrato, pero la federación aseguró que se llegó a "un acuerdo mutuo" con Capello, que estaba vinculado al puesto hasta la Copa del Mundo de 2018.

Reportes de prensa sugirieron que el italiano podría recibir de finiquito 930 millones de rublos, unos 16,3 millones de dólares.

Capello, de 69 años, llevaba en el cargo desde 2012, pero en ese periodo no ha conseguido convertir a Rusia en un equipo con opciones para vencer en su Mundial.

La selección está incluso en peligro de quedarse fuera de la Eurocopa de Francia 2016, ya que es tercera en el Grupo G de clasificación.

Todavía no se nombró a un sucesor para Capello, pero el favorito parece el técnico del CSKA de Moscú, Leonid Slutsky.

Relacionado:  En Perú cierran tribunas de las 'barras bravas'