COMPARTIR:

Fuente: Mundo Deportivo

El fichaje de Antoine Griezmann por el FC Barcelona llega al fin a su recta final. Se van cumpliendo las previsiones del club azulgrana y el francés puede ser azulgrana incluso antes de que Valverde se ponga al frente del equipo el domingo para empezar la pretemporada. Ahora mismo se trata de un tema de financiación y el club está ultimando los detalles para reunir los 120 millones de euros y pagar la cláusula de rescisión del aún jugador del Atlético.

Después de la reunión de la semana pasada entre Òscar Grau Miguel Ángel Gil Marín, desvelada por Josep Maria Bartomeu, el Barça tiene claro que no hay opción de pactar un traspaso con el Atlético de Madrid y por lo tanto el fichaje se realizará abonando el importe de la cláusula de rescisión al contado y no a plazos.

Desde el 1 de julio el precio de Griezmann es de 120 millones de euros, una cantidad muy elevada que el Barça está tratando de reunir para poder pagar la cláusula lo antes posible. La primera idea sería poder efectuar el pago mañana viernes, aunque si no fuera posible deberían esperar al lunes. El pago se realiza en la sede de la Liga de Fútbol Profesional y se debe ejecutar de lunes a viernes, ya que el fin de semana no se trabaja. Por lo tanto, si antes de mañana el Barça no dispusiera de la cantidad, tendrían que aplazar el fichaje hasta la próxima semana.

Te podría interesar:   Griezmann: “Ya tengo ganas de jugar ante mi nueva afición

Mañana viernes se acaban también los 30 días ‘legales’ de vacaciones de Antoine Griezmann, uno de los argumentos esgrimidos por sus abogados para no presentarse el pasado domingo para incorporarse al stage de pretemporada del Atlético de Madrid. El otro, el anuncio del pago de la cláusula inminente, que le eximiría legalmente de tener que iniciar los entrenamientos a las órdenes de Simeone.

Te podría interesar:   Griezmann pagará su cláusula de rescisión al Atlético de Madrid

La idea inicial del Barça y del propio jugador es la de tener resuelto el pago de la cláusula antes de mañana, para evitar así un conflicto legal con el Atlético de Madrid, que pasados los 30 días podría volver a reclamar su incorporación a la concentración de pretemporada. Griezmann está muy dolido por el comunicado de la semana pasada y no quiere más conflictos con el que ha sido su club durante las últimas cinco temporadas.

Por ello, el Barça trabaja a marchas forzadas para reunir los 120 millones y poder cerrar el fichaje antes de que concluya la semana. Por un lado le ahorran un problema al futbolista con el Atlético y por otro Griezmann podría ser presentado antes del inicio de la pretemporada azulgrana. Si se concreta el pago de la cláusula durante el día de mañana, el delantero francés ya podría incorporarse el domingo a la cita de Valverde con sus jugadores.

Te podría interesar:   Ni un euro del Barça por Neymar

Todos aquellos que no han disputado la Copa América o la Copa de África están citados el domingo, 14 de julio, para pasar las pertinentes pruebas médicas del inicio de curso y empezar la pretemporada a partir del lunes.

Antoine Griezmann regresó hace unos días de sus vacaciones por Estados Unidos y tras un breve paso por Ibiza espera ya en Madrid el desenlace definitivo de su fichaje por el Barça. Está esperando la llamada de su hermana Maud y de sus abogados, para celebrar su pase al club azulgrana y desplazarse a Barcelona para firmar y ser presentado como nuevo jugador del conjunto barcelonista. Sabe que ahora ya es cuestión de horas.