COMPARTIR:

Fuente: StudioFútbol

La Juventus ha conseguido que la organización de la International Champions Cup (ICC) no ponga sus partidos en suelo de Estados Unidos, sino que jugará en Singapur y China.

El diario New York Times ha revelado que esta decisión pasó porque Cristiano Ronaldo tiene un caso abierto en dicho país por una supuesta violación a Kathryn Mayorga en 2009.

La Juve quiere eliminar cualquier peligro de detención para el jugador si llega a pisar suelo norteamericano y por eso ha conseguido sus partidos dell certamen de pretemporada se jueguen en Asia.