Brasil, uno de los grandes candidatos, debutó con un sólido triunfo por 2-0 frente a Serbia, en la primera fecha del Grupo G del Mundial de Qatar 2022. Sin embargo, Neymar no pudo terminar el partido por una lesión y encendió las alarmas. Y, en medio de la preocupación de Tite y todos en la Verdeamarela, el astro brasileño rompió el silencio en redes sociales.

En su cuenta de Instagram, Ney compartió una reflexión sobre lo que representa “tener fe”. “Es creer que todo va a estar bien, mismo durante el caos. Es la certeza de que todo lo mejor está por venir. Es entender que todo tiene su debido tiempo. La fe está más allá de la capacidad humana, no podemos venir, pero podemos sentir”, expresó.

Por otra parte, felicitó a todos sus compañeros por la victoria en el debut y dejó en claro que se ilusiona con pelear el Mundial: “Partido difícil, pero era importante ganar. Felicitaciones, equipo, primer paso dado… Faltan seis”.