Joan Laporta, presidente del FC Barcelona, que se encuentra en la localidad colombiana de Arauca con motivo de un proyecto que lideran la Fundació Barça y ACNUR para ayudar a los niños y refugiados de la zona, atendió a ‘El Món a RAC1‘ por teléfono.

Además de explicar las labores que desempeñan la Fundació Barça y ACNUR en la zona, Laporta también fue consultado por algunos temas de actualidad.

Uno de ellos fue el nombre de Leo Messi, que el próximo 30 de junio concluye su contrato con el PSG y con quien el presidente azulgrana tiene clavada una espina tras no poder retenerlo en verano de 2021 por la situación económica en la que se encontraba el Barça. Preguntado directamente si el club azulgrana podrá ficharlo el próximo verano, una vez tenga la carta de libertad, Laporta explicó que “eso me lo preguntaron los cuatro chicos que me entrevistaron aquí y los niños que veo por la calle. Yo les digo que Messi es del Barça, que tranquilos, que es el mejor jugador del mundo, hemos tenido la suerte de tenerlo en el Barça, y ya veremos”, dijo.

Eso sí, pese a que el delantero argentino lleve ya casi un año y medio lejos del Camp NouLaporta dejó claro que la imagen de Leo sigue estando vinculada al Barça. “Por supuesto, vayas donde vayas, la gente identifica a Messi con el Barça y a mí eso me gusta”, explicó.

Y a la pregunta directa de Jordi Basté ‘¿Si se pone bien Messi, para casa?’, Laporta respodió: “Ya lo veremos, estas cosas son complicadas, son complicadas. Además ahora está en el PSG y ahora a mí no me gustaría entrar en polémicas con este club, solo falta que diga alguna cosa y ya se cogen y entramos en polémica. Permítame por respeto a Messi y al club, gracias”.

Al margen de LeoLaporta quiso poner en valor la marca Barça. “También me gusta comprobar que la marca Barça es muy potente, saben que estamos en reconstrucción, que este año tenemos que ganar la Liga, que Lewandowski hace goles, que Pedri es un gran jugador, que Gavi va mucho. Y es cierto que jugadores con Messi, aún coge más fuerza. Veremos, son cosas complicadas, él ahora está en el PSG y me gustaría no entrar en polémicas, por respeto a Messi y por respeto al club”, insistió el máximo mandatario azulgrana.

La Superliga, solución a los problemas económicos

El presidente del FC Barcelona también habló del proyecto de la Superliga, con el que el club azulgrana solventaría buena parte de sus problemas económicos. “Hay un bonus de 1.000 millones a repartir entre los clubs fundadores el primer año. Hay que precisarlo porque ha ido variando, y si ganásemos la competición, ingresaríamos entre 300 y 350 millones de euros, que es mucho más que por ganar la Champions”, detalló. “Hay unas potencialidades enormes a nivel de márketing, de derechos de televisión… está todo en función del ‘performance'”.

Pese a estar convencido de que el Tribunal Europeo dará la razón a los clubes fundadores, Laporta se mostró conciliador con la UEFA, aunque poniendo condiciones. “Este diciembre sabremos la opinión del abogado general y la resolución del Tribunal Europeo será en marzo, pienso que será favorable a nosotros, pero si no entramos en un diálogo con UEFA, será nulo. Tenemos que tener la igualdad de condiciones que la UEFA. Hay que hacerlo conjuntamente con la UEFA, pero los clubs los que gobiernen esta competición, que somos los que aportamos a nuestros jugadores. Los problemas económicos los estamos solucionando sin la Superliga, pero si entramos, nos ayudará aún más. Ahora entraremos a niveles de pre-pandemia y seremos uno de los clubs más sólidos del mundo”, detalló el máximo mandatario azulgrana.

Renovación de Dembélé y fichajes

Por último, Laporta habló de la posibilidad de renovar a Dembélé y de poder reforzar el equipo con un futbolista este próximo mercado de invierno. “Ousmane lo tenemos contento, no es en lo que estamos más ocupados. Estamos limitados por el ‘fair-play’, que por la eliminación de la Champions también nos ha penalizado, pero estamos compensando con los patrocinios. Como consecuencia de las palancas tendremos recursos, con 274 millones de beneficio, pero las normas del ‘fair-play’ nos dicen que estamos en negativo y tenemos que compensar. Son interpretaciones diferentes, y a base de diálogo, se tiene que encontrar la solución”, concluyó.

TOMADO DE MUNDO DEPORTIVO