renkie de Jong, 25 años, rompió su silencio desde la concentración de la selección neerlandesa. Tras vivir un verano difícil, con el Barça llegando a un acuerdo con el Manchester United para su traspaso y él negándose a salir, el centrocampista azulgrana habló por primera vez de cómo vivió esta situación.

“Siempre quise quedarme en el Barcelona y por eso siempre mantuve la calma en verano”, comentó durante la rueda de prensa que ofreció conjuntamente con el seleccionador Louis van Gaal, en la previa del duelo ante la Polonia de Robert Lewandowski.

Pese a que la situación fue difícil de gestionar, De Jong trató de restar trascendencia a lo vivido. “No puedo dar muchos detalles. Pero mira… el club tiene sus propias ideas y yo también tengo las mías y, a veces, esto choca entre sí. Pero al final del día las cosas salieron bien…”, comentó satisfecho.

Frenkie, que por el momento no está siendo titular para Xavi, manifestó que la falta de minutos le afecta. “Cuando juego menos, lo noto. No realmente en términos del aspecto técnico porque todavía sabes cómo jugar al fútbol, pero más en el aspecto físico”, admitió el centrocampista azulgrana.

Por otro lado, De Jong habló sobre Robert Lewandowski, su nuevo compañero en el Barça y al que se enfrentará este jueves en partido de la Nations League. “Robert Lewandowski es una persona muy agradable. Es uno de los mejores jugadores del mundo y es un delantero completo. Es fuerte, puede sostener el balón, su habilidad técnica es muy buena, corre mucho y marca muchos goles”, subrayó Frenkie sobre el delantero culé.

TOMADO DE MUNDO DEPORTIVO