Flamengo tiene al alcance de la mano un nuevo título, apenas días después de la reanudación del fútbol en el estado de Rio de Janeiro. El equipo de Jorge Jesús avanzó a la final de la Taça Rio después de vencer a Volta Redonda con dos asistencias de Gabigol que culminó Bruno Henrique. La pareja que arrasó el continente americano en 2019 va a por más. Enfrente estará Fluminense, en una nueva edición del gran clásico del país, tras empatar con Botafogo.

Tras varias polémicas alrededor del campeonato Carioca como el rechazo de Globo a retransmitir los partidos o el deseo de varios equipos de no jugar, el fútbol se impuso durante dos horas en dos impresionantes escenarios como Maracaná y el estadio Nílton Santos vacíos por completo.

Relacionado:  ¡A CUARTOS! Japón venció a Holanda y avanzó en el Mundial Femenino

Flamengo, gran favorito al título, sufrió en los primeros instantes de partido ante un rival con las ideas claras a la hora de defender y contragolpear. Sin embargo, como en tantas ocasiones ocurrió el año pasado, el talento hizo la diferencia en destellos de equipo que por momento juega de memoria.

En el primer gol Filipe Luis arrancó en diagonal, encontró a Gabigol y éste asistió con un pase entre líneas y al espacio maravilloso. Bruno Henrique sólo tuvo que ajustar la pelota con el interior. En los primeros minutos del segundo tiempo la conexión volvió a funcionar. Otro pase que rompió la línea defensiva y en esta ocasión el ex del Wolsburgo dribló al arquero para anotar a puerta vacía.

Relacionado:  Haaland, gol cada 22 minutos

En 2019 la pareja atacante de Flamengo rompió todos los registros y fue la gran responsable de la consecución del Brasileirao y la Copa Libertadores. Ahora demuestran no haber perdido el hambre e ir a por más. Tras la pausa por la pandemia que asola el país han disputado tres partidos y el balance es de siete goles a favor y ninguno encajado. Parece que llegarán al inicio del Brasileirao en plena forma y de momento ya le llevan ventaja a todos los equipos con los que se verán las caras en un esperado reinicio de la Copa Libertadores.