Durante el primer tiempo del compromiso de la final de la Copa América Centenario 2016 entre las selecciones de Argentina y Chile, Lionel Messi tenía la pelota dentro del área rival y fingió una falta. El árbitro Heber Lopes se dio cuenta que fingió y optó por amonestarlo, después que todos los jugadores de ‘La Roja’ reclamaron. ¡Así fue la acción!

Nota de: Víctor Loor Bonilla

Relacionado:  'TRIDÍCULO': La reacción de los diarios mexicanos tras la goleada