Luego de que se pusiera en duda la realización de la Copa América Centenario en 2016, programada originalmente para jugarse en Estados Unidos, los dirigentes de CONMEBOL y CONCACAF se reunieron en la Ciudad de México el día de ayer para definir la organización del certamen.

Diversos reportes y versiones periodísticas sin confirmarse se generaron en Sudamérica con respecto a que la Conmebol consideraba seriamente la posibilidad de que México se quedara con la organización del torneo.

Relacionado:  CONMEBOL trabaja en un protocolo contra el COVID-19

Esto, como consecuencia por las investigaciones por corrupción en la FIFA que lleva a cabo el FBI y que pueden derivar en detenciones para diversos dirigentes sudamericanos ya sean de la Conmebol o de Datisa, empresa encargada de la comercialización del evento.

Pero hoy el presidente de la Conmebol, Juan Ángel Napout dijo a la radio paraguaya Urbana que la sede será Estados Unidos: "Se volvió a ratificar la decisión de la reunión anterior de agosto por unanimidad de hacer la Copa Centenario en su formato original y cumpliendo el contrato que tenemos con la CONCACAF que es hacerla en los Estados Unidos. Ahora lo que se requiere es buena voluntad y retomar el hilo" expresó.

Relacionado:  Sergio Ramos: "Real Madrid es el equipo de Dios y del mundo"