Un poco confundido, algo serio pero con la calma habitual de su expresión, Gustavo Costas hizo su entrada a la sala de prensa CLARO del Monumental para comparecer ante los medios y hablar de lo que le deja el amargo empate vs Manta

Fue muy enfático en que sus jugadores deben quitarse el “chip” de haber ganado el campeonato 2012 y en sus palabras conmina a “escribir una nueva historia”

Recriminó un poco más de entrega a los jugadores “podemos jugar bien o mal lo que no puede faltar es actitud y hambre, tenemos que recuperar el hambre y olvidarnos que fuimos campeones… uno esta con bronca, esto es otra historia, otro campeonato, no hay que ser mediocres la 14 quedo atrás, hay que poner actitud y ganas… Nos falta precisión y velocidad, erramos pases fáciles. Hay que seguir trabajando, esto recién empieza pero también esto es una alerta”

Cuando fue abordado con preguntas relativas al funcionamiento tanto de Olmedo como de Castillejos, fue frontal en recordar “cuando yo llegue acá, a Díaz y Revoredo los crucificaron… en un partido de 90 minutos no puedes decir si va a servir o no un jugador”

“Como decimos siempre, son primeros partidos, para juzgar a los refuerzos hay que tener 5 o 6 meses para dar un criterio” agregó

Comentó, además, que aprovechará la para del torneo para hacer una planificación amplia, ya que se le viene la Libertadores “vamos a ver como planificamos bien la semana, se nos vienen partidos seguidos y debemos estar preparados”

Por último, recordó a los presentes que resguardará, de ser posible, a las figuras que jueguen en Portugal en el amistosos de la selección “si los convocados llegan a jugar contra Portugal no los usare contra Loja y los guardare para la Copa”