COMPARTIR:

Fuente: Infobae

“El perdón es la cura que todos necesitamos para nuestra alma. Hoy me tocó perdonar a la persona que me hizo mucho daño. DIOS es perdón y amor”.

Con esa frase y una fotografía, Alexis Viera reveló que visitó en la cárcel al hombre que hace dos años le arruinó la carrera y lo obligó a retirarse de fútbol.

En 2015, el arquero uruguayo vestía la camiseta del Dépor de Colombia. Durante un asalto que él y su esposa sufrieron a la salida de un banco en Cali el 25 de agosto, uno de los ladrones le disparó.

Tras ese incidente, Viera perdió completamente la movilidad de sus extremidades inferiores por algunos meses y se vio obligado a retirarse. Pero lejos de acumular rencor, aprendió a perdonar.

Esta semana, el uruguayo de 38 años que supo vestir la camiseta Peñarol y América de Cali, entre otros clubes del continente, fue a la cárcel y dialogó con quien le disparó hace casi dos años.

“Cada día me doy cuenta que Dios está en mi vida. Fuimos a la cárcel a estirarle la mano a Anderson Lozano y sé que Dios lo va ayudar a cambiar. En mi corazón solo hay gozo y alegría del amor de Dios”, escribió Viera en Twitter.

Actualmente, el ex futbolista se dedica a dar charlas motivacionales y tras una larga recuperación puede desplazarse con la ayuda de un par de muletas.