COMPARTIR:

Fuente: Diario Olé

En pleno sorteo de la Copa Libertadores, Juan Román Riquelme, flamante vicepresidente segundo de Boca, recibió un homenaje de parte de la Conmebol. Luego de unas palabras del presidente Alejandro Domínguez, el Diez subió al escenario para levantar una mini copa. Un mimo a quien supo ganarla en tres ediciones con la camiseta del Xeneize (2000, 2001 y 2007), justamente para el club que viene con polémicas con la Conmebol. Historia pura. Luego de eso, vio el grupo que le tocó a su Boca, con Libertad de Paraguay (de Ramón Díaz), Caracas de Venezuela y un rival por definir. «Cuando a uno le dan cariño la pasa bien, para mí es importante estar acá, representar a mi club. El sorteo salió todo bien, y disfrutar el cariño que da la gente», dijo el ahora dirigente.

Te podría interesar:   El plan de UEFA con las ligas, la Champions y los contratos

«Muy contento de estar acá, representando a mi club desde otro lado. Tratando de aprender. Es algo lindo. La Libertadores es especial. Es el torneo más lindo que me tocó jugar. Tuve la suerte de ganarla varias veces. Los hinchas la han disfrutado muchísimo. Me tienen mucho cariño por culpa de esta Copa. Felicidades», expresó JR, mirando esa copa que tan feliz lo hizo. Muy felí, como él dice.

Román, además, analizó lo que se le viene a Boca: «Nos toca Ramón otra vez, ir a Caracas, Venezuela, un lugar bastante complicado, pero tenemos confianza, creemos que vamos a armar un equipo para competir. Que la gente se sienta contenta con nuestro equipo». Luego del sorteo, Riquelme repitió varias veces el deseo de «llegar hasta el final» en la Libertadores, ese torneo que le es esquivo al club desde 12 años, justamente cuando él, con la 10 en la espalda, fue genio y figura. «Todo el cariño que me tiene le hincha de Boca es por esta copa. Es el trofeo más lindo, la copa más difícil, que tuvimos la suerte de ganarla más de una vez. Fue un día muy lindo para mí», agregó.

Te podría interesar:   #DatoHavoline ¡$1.8 millones para BSC, Delfín, IDV y LDU!

¿Qué hará con la copa que le regalaron? «Esto es para Agustín, para él. Agustín tiene todo, camisetas, botines, se queda con los trofeos. El está contento y tiene mucha culpa que yo vuelva al club. Espero que esté contento, le mando un beso muy grande. Está bien, es muy hincha de nuestro club, yo soy bostero pero él me gana, llora cuando no ganamos. Verlo a él con tanta alegría e ilusión, a los hinchas también, para mí es muy importante y esperemos hacer las cosas bien», respondió, ya mirando al horizonte. A Boca le resta confirmar el DT, que sería miguel Russo, y definir qué pasará con Carlos Tevez, entre otras cosas.

Te podría interesar:   El Patrón Bermúdez aseguró que Cavani está cerca de Boca

«Vamos a comer, a sentarnos a tomar mates, quiero mirarlo a la cara y saber lo que quiere él. Creo que hace dos años perdió esas ganas de jugar a la pelota, queremos ver si somos capaces de recuperar a Carlitos, que disfrute y nos haga disfrutar a nosotros», completó Román, ya en funciones de dirigente, ya saboreando otra Copa.