COMPARTIR:

Fuente: TNT Sports

Pablo Pérez salió sorteado para hacer el control anti-doping luego del partido ante Independiente del Valle por Copa Sudamericana. Una vez finalizado el encuentro, el volante se metió en el vestuario junto a sus compañeros y los médicos responsables del examen lo fueron a buscar en dos ocasiones.

Como no salió rápido, fueron por tercera vez y le advirtieron que, si no se presentaba, iban a informar que el jugador no se quiso presentar y que automáticamente iba a recibir una sanción.

Te podría interesar:   (FOTOS) ORDEN NACIONAL AL MÉRITO: IDV fue recibido en el Palacio de Gobierno

Luego de unos minutos, el jugador salió del vestuario bastante enojado, increpó a los médicos con fuertes declaraciones y cumplió con el procedimiento. Cuando retornó al vestuario, los dirigentes de Independiente le pidieron que pida disculpas por lo que había pasado y así evitar una sanción.

Sin embargo, los médicos de la Conmebol informaron lo que pasó e hicieron hincapié en los dichos del ex Boca, que habría acusado a la Conmebol de corrupta.

Te podría interesar:   TOMARÁ EL LUGAR DE ORTIZ: Jorge Pinos, convocado a La TRI

Actualmente, la situación de Pablo Pérez está en un expediente e Independiente tiene hasta el viernes para hacer su descargo. Habrá que esperar unos días para conocer si será sancionado o no. Cabe destacar que el volante podría recibir una multa económica o hasta incluso podría perderse el partido de vuelta ante los ecuatorianos

Te podría interesar:   Pinos: "Es algo raro que cuando uno gana una final aparezcan estas cosas"