COMPARTIR:

Fuente: Mundo Deportivo

Once días después de haberse fracturado el radio del brazo derecho en el partido de Ligaante el Sevilla,Leo Messi ya ha empezado a entrenarse en la Ciutat Esportiva de Sant Joan Despí cumpliendo así los plazos previstos del plan marcado por los servicios médicos del club con el doctor Ricard Prunaa la cabeza. El delantero del Barça aún le queda una semana y media de baja pero ya ha iniciado el trabajo contemplado para correr sobre el césped y tocar balón. La recuperación de Messi, que lleva unos días ya sin el brazo en cabestrillo, avanza bien y con el lema de no precipitarse. Las tres semanas de baja se cumplen justo con el Barça-Betisdel domingo 11 de noviembre en el Camp Nou pero después hay parón liguero de dos semanas con el Atlético-Barça del sábado 24 de noviembre en el horizonte.

Desde el vestuario no se quieren correr riesgos con Messi y menos después de ver la gran respuesta del equipo contra el Inter (2-0) en la Champions y en el Clásico ante el Real Madrid (5-1). Ambos resultados han consolidado al Barça en el liderato de ambas competiciones. Leo disfrutó de los triunfos en la primera fila de Tribuna del Camp Nou junto a su hijo pero lógicamente tiene hambre de fútbol aunque teniendo muy presente que no hay por qué forzar.