COMPARTIR:

Fuente: RPP de Perú

Paolo Guerrero volvió este jueves al Swissotel de Lima para participar de una inspección fiscal que busca demostrar que hubo una negligencia de parte del hotel en el caso de dopaje que afronta. El delantero recalcó que se siente perjudicado, pero que seguirá luchando por probar su inocencia.

“Me han perjudicado en este hotel, me siento indignado de esta acá y estar pasando por esta situación”, dijo Paolo Guerrero tras finalizar una diligencia fiscal desarrollada este jueves en el Swissotel. “Yo estoy luchando por mi inocencia, para mi este caso esta claro para resolverlo muy rápido”, agregó.

La defensa del jugador pidió una investigación preliminar contra el Swissotel alegando que fue en este lugar donde se contaminó con una sustancia que provocó su dopaje. El pedido fue aceptado por un fiscal y este jueves se desarrolló la inspección en el hotel ubicado en San Isidro. La diligencia estuvo a cargo del fiscal Federico Chipana Llanos.

“Cuando yo vine al hotel a pedir ayuda, por qué no me quisieron ayudar; sin embargo, cuando vino la WADA le brindan afirmaciones falsas”, manifestó Paolo Guerrero, evidenciando su molestia con el mencionado hotel.

“Ya hemos actuado ente el Tribunal (Federal Suizo), estamos esperando una respuesta. Confiamos en la justicia suiza como en la justicia peruana, hay un proceso orientado para que Paolo guerrero vuelva a jugar pronto”, acotó Julio García, abogado del delantero.