COMPARTIR:

Fuente: StudioFútbol

En Perú sucedió algo que suena insólito, fieles de una Iglesia Evangélica se tomaron las instalaciones del Estadio del Alianza Lima en la mañana del domingo.

La Iglesia Aposento Alto había convocado a sus fieles en la explanada del estadio para pintar la entrada de blanco borrando los escudos del club y tomándose las puertas.

Esto provocó que hinchas del Alianza vayan con todo a impedir esta acción y se formó una batalla campal entre feligreses y barras bravas generando una gran polémica en Perú.

Ahora, el representante de la Iglesia ha manifestado que compró los terrenos de la explanada en 2016 mientras que el club se defiende manifestando lo mismo.