COMPARTIR:

Fuente: StudioFútbol

Loris Karius, arquero del Liverpool, sufrió una conmoción durante la final de la Champions League que enfrentó el equipo inglés con el Real Madrid, que finalmente se llevó el equipo blanco tras dos ‘bloopers’ del portero alemán.

Los doctores del Hospital General de Massachusets que trataron a Loris Karius cinco días después del partido entre Real Madrid vs Liverpool indicaron que el golpe que le dio Sergio Ramos habría influenciado en su desempeño en la final de la Champions League.

“Después de revisar cuidadosamente las imágenes del partido e integrar una detallada historia, en la que se incluyen sus síntomas subjetivos actuales y posteriores al contacto, así como exámenes físicos y mediciones objetivas, concluimos que el señor Loris Karius sufrió una conmoción durante el partido del 26 de mayo de 2018”, informa el comunicado difundido por los doctores Ross Zafonte y Lenore Herget.

Loris Karius falló en el primer gol del Real Madrid, obra del francés Karim Benzema, así como en el tercer tanto del equipo madrileño, del galés Gareth Bale, que firmó el definitivo 3-1 con un potente lanzamiento lejano que el portero del Liverpool no pudo atrapar.

“En el momento de nuestra evaluación, los principales síntomas residuales y signos objetivos del señor Loris Karius sugieren que sufrió una disfunción espacial visual que probablemente ocurrió inmediatamente después del suceso -que provocó la conmoción-. Es posible que tales déficits afecten al rendimiento”, añadieron los médicos, que no precisaron el momento en que el arquero del Liverpool sufrió la conmoción.

Loris Karius se recupera favorablemente, informaron los médicos tras descartar secuelas por el codazo que le dio Sergio Ramos.

” Loris Karius ha mostrado una mejora significativa y constante desde que sufrió la conmoción y esperamos que se recupere completamente, basándonos en los resultados del examen. Esperamos que con tratamiento y siguiendo los protocolos de actividad prescritos continúe mejorando”, concluyó el comunicado.

Sergio Ramos le dio un codazo a Loris Karius en un incidente en el que no disputaban el balón y el marcador aún estaba 0-0.

Sergio Ramos enfureció a los hinchas de Liverpool y Egipto por una maniobra que provocó que el delantero Mohamed Salah tuviera que salir del partido por una lesión en el hombro izquierdo, aunque el egipcio-felizmente-no se perderá el Mundial.