COMPARTIR:

Fuente: StudioFútbol

El Dinamo Brest, presidido desde el martes pasado por Diego Maradona, derrotó a BATE Borisov por 3-2 y se quedó con la Copa de Bielorrusia por segundo año consecutivo. El diez no estuvo presente en la consagración ya que, desde el pasado jueves, se encuentra en Venezuela, donde participó del acto de cierre de campaña de Nicolás Maduro.

El equipo oriundo de la ciudad de Brest, también campeón de Liga, remontó el partido en los 15 minutos finales por los goles de Joel Fameyeh y Pavel Nekhajchik, en el Spartak Stadium de Mogilev, y de esta manera conquistó por tercera vez en su historia la copa.

El Dinamo Brest, que ha ganado todas las finales que ha jugado en esta competencia (2007, 2017 y 2018), igualó a Dinamo Minsk, el Belshina Bobruisk y el propio BATE Borisov como los más exitosos en el historial del torneo.