COMPARTIR:

Fuente: StudioFútbol

El día de ayer el Napoli consiguió una importante victoria sobre la Juventus que dejó al rojo vivo el Calcio ya que los del sur de Italia se colocaron a un solo punto de diferencia con cuatro partido por jugar.

Kalidou Koulibaly anotó el gol de la agónica victoria al último minuto sobre el equipo de Turín y los aficionados napolitanos hicieron una fiesta total en Napolés minutos después del gol del defensor senegalés.

Y los aficionados se volvieron más locos aun cuando fueron a recibir a su equipo al aeropuerto en la madrugada napolitana. Precisamente a las 2:30 los ‘tifosi’ del equipo de Walter Sarri se volcaron al aeropuerto internacional de Nápoles-Capodichino para recibir como héroes a los jugadores y volvieron a la ciudad del sur en una completa fiesta.