COMPARTIR:

Fuente: StudioFútbol

Lamentablemente en el fútbol argentino la violencia nuevamente se hace presente, en el partido entre Colón de Santa Fe y el Vélez Sarsfield la barra brava del equipo donde milita el ecuatoriano Alexander Domínguez lanzó tres bombas de estruendo que afectaron al arquero rival.

El árbitro del encuentro decidió suspenderlo por falta de garantías cuando apenas estaban en el minuto 21 y con el marcador sin goles.

VIDEO: