COMPARTIR:

Fuente: StudioFútbol

El París Saint-Germain empieza la Liga francesa con victoria después de superar al Amiens, un recién llegado a la Primera División, con los goles de Edinson Cavani y Javier Pastore (2-0). El PSG suma tres puntos bajo la atenta mirada de Neymar Jr, en las graderías del Parque de los Príncipes junto a su padre, esperando el ‘transfer’ para poder debutar.

El equipo de Unai Emery ha levantado el telón de la Liga 2017/18 en una tarde soleada en París. Su gran reto para este año, aparte de dar un paso adelante a la Champions, es recuperar el trono que ahora ocupa el Mónaco.

El PSG ha controlado la primera parte sin sufrir, monopolizando la posesión de balóin gracias al triángulo del medio del campo formado por Thiago Motta, Adrien Rabiot y Marco Verratti. Siempre Verratti, punto de partida de la mayoría de las jugadas de ataque.

La falta de acierto de cara a gol ha privado al PSG de avanzarse en las primeras aproximaciones a la portería del Amiens. Edinson Cavani, después de fallar dos ocasiones, ha aprovechado una asistencia de Dani Alves y un error del central visitante para deshacer el empate con un disparo cruzado a falta de tres minutos para el descanso. Alves, después de exhibirse como extremo en la Supercopa francesa, ha vuelto al lateral para sumar su primer pase de gol en Francia. Vendrán muchos más.

La segunda parte ha empezado con la lesión de Thiago Silva, una de las piezas clave de los parisinos. Los minutos han empezado a correr y el PSG se arriesgaba a perder tres puntos si no cerraba el partido. Un error del lateral Layvin Kurzawa ha estado a punto de costarle un disgusto en la única ocasión clara de los visitantes. En el último cuarto de hora, el Aimens lo ha arriesgado todo para conseguir el empate y Javier Pastore no lo ha perdonado.

El PSG ha superado la presión alta y Verratti se ha quedado solo en el medio del campo. Con tiempo para pensar, el italiano ha filtrado una pelota al espacio para la carrera de Cavani. El delantero uruguayo, ante la salida del portero, ha levantado la cabeza para regalarle a Pastore el 2-0. Partido visto para sentencia.

Los parisinos inauguran la Liga con victoria pero evidencian que todavía tienen muchos aspectos a mejorar, sobre todo en ataque. Con Neymar, quizás cambia.