COMPARTIR:

Fuente: Diario Ole

“Ellos pusieron un jugador que no estaba habilitado. No se entiende por qué lo hicieron. El partido había perdido sentido”, explicó Almirón. Y claro, el técnico de Lanús explicaba el culebrón de Chapecoense.El veedor que mandó la Conmebol tenía anotado que Luiz Otavio (expulsado ante Nacional) no podía jugar y no bien vio que estaba con ropa titular, dejó en claro, con un dirigente de Lanús al lado, que el central se encontraba inhabilitado. De hecho, este dirigente contó que llamó a Figueredo (secretario de la entidad continental) para corroborar la sanción del jugador. Mancini, DT de Chapecoense, aceptó la decisión e iba a llevar un jugador menos al banco, pero cuando el presidente, Plínio David De Nes, se enteró se puso firme y dijo que igual fuese titular ya que le habían avisado informalmente. Y, para que la rosca fuera completa, en su cabeza estuvo el 2-1 que le dio un triunfo, que complicaría mucho al Grana en caso de que termine de este manera.

Por eso, en Lanús, que desde el viernes sabían de la posibilidad que jugara Otavio y avisaron en Conmebol, ya tomaron la decisión de pedir los puntos por este partido basándose en que por Eliminatorias Bolivia incluyó mal a Nelson Cabrera (en este caso fue por una cuestión de pepeles) y le dieron por ganado el partido a sus rivales. “Vamos a reclamar”, le aseguró Nicolás Ruso a este diario.

Si aceptan la queja, Lanús conseguirá la clasificará a octavos. Y se tienen fe porque Alejandro Marón, ex presi del club y con un cargo en Legales de Conmebol, confirmó que son tres fechas de suspensión. “Si está el reclamo vamos a analizar la situación”, le dijeron a Olé desde dicha entidad.