COMPARTIR:

Fuente: StudioFútbol

Aquiles Álvarez, presidente de la Comisión de Fútbol del Barcelona SC, mantuvo una extensa entrevista con STUDIOFUTBOL sobre distintos temas que atañen a la actualidad del equipo amarillo tanto en el Campeonato Nacional y la Copa Libertadores pero principalmente se dirigió a la actuación arbitral del último clásico que fue pitado por Juan Carlos Albarracín.

Ante nuestra consulta sobre el trabajo realizado por el árbitro en este partido, respondió: “A nosotros nos molesta, todo el mundo sabe lo que pasó en el clásico. El nivel del árbitro fue muy bajo. La falta contra Pineida es penal aquí y en la China y no solo es penal sino tarjeta también. No puede ser que la Comisión de Arbitraje no designe al mejor para el partido más importante del año. Para tener un campeonato de nivel necesitamos árbitros preparados que realmente sean profesionales y no principiantes“, expresó Álvarez.

Sus críticas apuntaron también hacia Luis Muentes (representante de los árbitros) que hizo una comparación entre la celebración de Jonathan Álvez en 2016 y la de Marlon de Jesús el domingo pasado. En el primer caso le sacaron amarilla y en la otra no, esta fue su opinión al respecto: “Me pasaron el audio y realmente lo considero una falta de respeto. No puede ser posible que diga que Álvez fue hasta pegando a los hinchas a la hora de celebrar y que Marlon de Jesús prácticamente dio besos y abrazos con la hinchada de Emelec y por eso le sacaron amarilla a Álvez y no a De Jesús. Son situaciones que en el fondo después de molestarte dan risa porque él nivel de análisis es muy paupérrimo. Al señor Muentes con todo respeto habría que pedirle que se defina si es presidente del gremio arbitral o miembro de la Comisión de Seguridad de la FEF porque como miembro de esta Comisión pasa metido en los camerinos de los árbitros, en la rueda de prensa de los técnicos y cuando uno de ellos quieran hablar de un árbitro el está enseguida queriendo oponerse”.

Con respecto al reclamo dirigido a la actuación de la terna arbitral en el clásico que hizo BSC a la Federación, se dio a conocer la calificación que le dieron y fue de 5.5/10 (regular) pese a esto el directivo aseguró que esta situación hará que el club esté más vigilante en los reclamos: “Se presentó, la calificación a Albarracín fue paupérrima, igual vamos a estar atentos con respecto a este tema porque de ahora en adelante ya tenemos más de un año en BSC, nos hemos manejado de manera pacífica y tranquila pero ya estás situaciones molestan inmensamente y sinceramente ya hay que empezar a levantar la voz de protesta”.

Ya en materia de rendimientos futbolísticos, el directivo destacó la labor hecha en el último clásico pese a la derrota: “A pesar de haber perdido el clásico nosotros estamos tranquilos porque se perdió con fútbol, casi 75 minutos con un hombre menos y BSC prácticamente dominó el partido. Esto nos deja tranquilos porque el equipo está aceitado, en alza y sabemos que vamos a conseguir los resultados que queremos”.

El Barcelona ha tenido un arranque irregular en este 2017 a lo que el Campeonato local se refiere, sumando apenas doce puntos en nueve partidos con un bagaje de tres victorias, tres empates y tres derrotas que lo tienen lejos de la punta. Álvarez considera diferentes factores pero confía en que el equipo irá en alza de aquí en adelante: “Se comentaron muchas cosas como algún ‘chuchaqui’ del Campeonato 2016 pero muy poca gente analiza, nosotros recién después de tiempo volvimos a repetir el esquema del equipo campeón. Hemos venido sufriendo algunas lesiones y suspensiones. También el no jugar en tu estadio, trasladarse a otras ciudades complica, todo eso va mermando el rendimiento futbolístico. Gracias a Dios regresamos al Monumental y esperemos seguir en alza”, finalizó el directivo.

Actualmente el equipo amarillo se encuentra sexto con 12 puntos en el torneo local, a diez unidades de los líderes (Delfín y Emelec) pero en la Copa Libertadores está destacando con un arranque ideal con seis unidades venciendo al Campeón de América, Atlético Nacional y en La Plata a Estudiantes rememorando a aquel partido histórico en 1971 donde el abuelo de Álvarez (Aquiles Álvarez Lértora) era el presidente de la institución.