COMPARTIR:

Fuente: Ole

No hay consuelo en el mundo PSG. Devastados al extremo después de la humillante derrota por 6-1 con eliminación incluido, los protagonistas se siguen expresando como pueden. Y esta vez fue el turno de Nasser Al Khelaifi, dueño del club, quien en pocas palabras dio su punto de vista en esta situación de dolor. “Es una pesadilla para todo el mundo. Tres goles en siete minutos es muy difícil, no es momento de hablar ahora. Todo el mundo está enojado, es normal”, aseguró.

Otro de los que dio la cara en este pálido momento fue el defensor Thomas Meunier, quien no dudó en manifestar su decepción. “Esto es inaceptable”, dijo, y agregó: “En la historia nadie ha hecho esto nunca. Si había un equipo que lo podía hacer era el Barcelona”.