COMPARTIR:

Fuente: StudioFútbol

Emelec ya es tricampeón del fútbol ecuatoriano. ¿Por qué logró esa consagración en este 2015? La redacción de STUDIO FÚTBOL te dará a conocer cinco claves que fueron vitales para que el trece veces campeón del fútbol ecuatoriano se encuentre en la gloria.

1) Base de jugadores: En los últimos años, los ‘azules’ han mantenido una base para llevar a cabo un proceso satisfactorio. Para un DT, conocer a sus jugadores, es importante; sabe con quien trabaja y cómo hacerlos mejorar día a día.

Te podría interesar:   Almada: "Conversé cerca de 3 horas con el CT de Cruyff"

2) Dupla Miller – Mena: Tanto Miller Bolaños, como Angel Mena, fueron vitales para la anotación de goles en el ‘Bombillo’. El primero anotó 25, el segundo 13. Entre ellos se asistían y fueron los que más peligro causaron en el cuadro dirigido por De Felippe en la temporada 2015.

3) Pretemporada 2015: Todavía al mando de Gustavo Quinteros, en Buenos Aires se llevó a cabo una pretemporada que contó con varios compromisos para Emelec en 15 días. El club llegó al torneo local con un buen estado de ánimo y con ganas de lograr el tricampeonato.

Te podría interesar:   CONMEBOL anticipará el 60% de los premios de la Libertadores y Sudamericana

4) Plantel Amplio: El Club Sport Emelec contó con un gran equipo, una plantilla que tenía variantes en caso que los titulares no puedan actuar. Esta clave permitió que los ‘azules’ puedan rendir en el torneo local, los torneos internacionales y con la Selección Ecuatoriana (los que no eran convocados quedaban como titulares ‘eléctricos’ y cumplían un buen papel.

Te podría interesar:   (VIDEO) Emelec y Barcelona SC se unen para concientizar a la población de Guayaquil

5) Estabilidad económica: Los del ‘Bombillo’ tuvieron otra temporada regular en el aspecto económico, no hubo problemas con la Federación Ecuatoriana de Fútbol. El club, gracias a las claves 1 y 3, no se desesperó por conseguir refuerzos apresuradamente; no tuvo la chance de endeudarse; eso permitió que pensaran con cabeza fría en las competiciones a disputarse.